¿Qué es de la vida de Ezequiel González?

AVISO: Esta publicación es de hace más de un año.

Quincuagésima sexta entrega: Ezequiel “Equi” González.

Ezequiel González nació en Rosario el 10 de julio de 1980. A los 5 años empezó a ir al club Banco Nación de su barrio y a los 12 pasó a integrar las inferiores del club que es hincha, Rosario Central. Debutó en Primera División en diciembre de 1997 cuando Miguel Ángel Russo dispuso su ingreso ante Independiente. Aquella ocasión el Canalla se impuso 4 a 0 antes los Rojos.

González se ganó la titularidad con Edgardo Bauza y gracias a las salidas de sus compañeros Marcelo Carracedo y Walter Gaitán al exterior. En Central, el habilidoso enganche logró un subcampeonato en el Apertura 1999 y en la Copa Conmebol 1998; también alcanzó las semifinales en la Copa Libertadores 2001 donde el Canalla quedó eliminado por Cruz Azul de México.

Además, en 1997, fue convocado por José Pekerman para jugar el Mundial Sub 17 y en el 2000 formó parte del plantel que jugó el Preolímpico para ir a los Juegos de Sídney, aunque Argentina no logró la clasificación.

Las condiciones de González sedujeron a varios clubes europeos, pero fue la Fiorentina quien adquirió su pase que valía 5 millones de dólares. El enganche tuvo un paso discreto en un club agobiado por una crisis económica, que afectó el rendimiento del plantel, que no cobraba, y descendió a la Serie B.

A mediados de 2002, Boca se fijó en él y logró que la Viola lo cediera a préstamo. El Xeneize era dirigido por Oscar Washington Tabárez, con quien González no tuvo muchos minutos. No obstante, cuando Carlos Bianchi remplazó al uruguayo, le dio al Equi la 10 azul y oro. La suerte no estuvo de su lado y después de sus primeros partidos, en abril de 2003, sufrió un desgarro en su pierna derecha que lo tuvo bastante tiempo sin jugar y una vez recuperado no rindió de la mejor manera.

En su ciclo en Boca, además, hubo un conflicto con Fiorentina y Rosario Central ya que el equipo italiano nunca terminó de pagar el pase del enganche, la crisis económica había llevado al club a la quiebra, y la FIFA le otorgó los derechos del jugador a Central. Es por eso, que cuando terminó el préstamo que lo unía a Boca, regresó a la Academia rosarina.

Allí, reflexionó con Olé sobre su paso en Boca: “Me mató la lesión, había arrancado bien. Una gran virtud de Bianchi fue no ponerme más a mí, porque no me podía mover. Me habló bien y de frente, me dijo que me quería poner, que le hacía falta, pero que no estaba bien”.

En el Canalla consiguió dejar de lado su lesión y, con Russo al mando del equipo, jugó todos los partidos del Apertura 2003, convirtió tres goles y su equipo se posicionó tercero.

Tras no arreglar su contrato con el club de sus amores, en 2004 partió a Grecia para jugar en el Panathinaikos, donde tuvo un muy buen comienzo y ganó una liga local. Llegó ser ídolo de la hinchada de los Verdes, pero las lesiones, dos roturas de ligamentos, lo tuvieron a maltraer y se fue del club por un mal entendido con el entrenador, que también fue echado.

Con este panorama, regresó nuevamente a Argentina y comenzó su tercer ciclo en Rosario Central. En él, tuvo algunos problemas con Reynaldo “Mostaza” Merlo cuando lo dirigió. Jugó bastante aunque las lesiones volvieron a dejarlo afuera en momentos claves como cuando el Canalla jugó la promoción contra Belgrano (sólo estuvo en el segundo encuentro) y mantuvo la categoría. Al final de la temporada, quedó libre.

En Agosto de 2009 acordó su llegada al Fluminense de Brasil que marchaba último en el Brasilerao, pero al año siguiente se coronó campeón, aunque el Equi no tuvo un papel importante en esta conquista.

En 2011 volvió a ser dirigido por Bauza en Liga de Quito de Ecuador, en donde consiguió otro subcampeonato en la Copa Sudamericana 2011 cuando su equipo cayó ante Universidad de Chile. Jugó 11 de los 12 partidos del certamen internacional y anotó un tanto. En el campeonato local, por otro lado, no tuvo tanta continuidad.

Al final de la temporada se terminó su vínculo y quedó en libertad de acción. Actualmente se encuentra sin club.

Los que vieron esta nota, también leyeron:

Leer más sobre:


  • 2 respuestas

    1. juan jose dice:

      hoy por hoy el jugador Ezequiel González se encuentra sin club habiendo manifestado retirado, creo que boca deberia fijarse en el y darle su segunda oportunidad, tiene la experiencia necesaria para reemplazar a juan roman cuando tiene que salir o recuperarse. Me gustaría que vuleva a Boca ya que no0 hay que invertir en su caontratación por compra

    2. Fernando dice:

      Ezequiel González si tuvo continuidad en el campeonato local de Ecuador, es considerado Idolo en LIGA, le fue muy bien, por lo que la información que tienen no es exacta.

    Deja un comentario